16 mar. 2012

Naves, Laboratorio de Entretenimiento

5

"KARMA WILL GET YOU"





-Un disco de petri se cayó, una bacteria carnívora está dandose un festín en el subsuelo 13- Me dijo Matias, a través de la puerta-

-Tengo que ir a Decirle a Karl, por más que ya no trabaje más, tiene que saberlo- Le contesté.

-Está bien Fabian, hace como quieras yo no me acerco más a ese loco desde lo que vos ya sabes- Dijo, con un dejo de tristeza en su mirada.

Fui caminando hasta donde estaba recluido, el olor cada vez se hacia más fuerte a medida que me acercaba. Me tenía preocupado este asunto, más de lo que me preocupaba estar dando vueltas en este vaso intergalactico de pus por otros 15 sygils más. Lo quiero mucho a Karl y siempre tuve esperanzas en que nos salve a todos con su locura. Pero ahora lo veo ahí, tan frágil, tan débil. Obsesionado con esos textos viejos y sin sentido.

-¡Oh dios, no aguanto más este olor!- Dije mientras tomaba el llamador. -¡Dani, voy a intentar sacar a Karl de su pieza, como sea, en media hora vení a limpiar acá, No no me importa que estés invitado a una orgía, Sí sé que la existencia y el ser son una cagada y lo único que nos queda es el placer de ser penetrados, pero como tu superior y como responsable de mantener un orden en este lugar No podemos permitir una falla en el sistema, por menor que sea. ¡No me grites la puta madre, tanto vale comer un poco de P1J4? Vení dentro de media hora o también a vos te vamos a encontrar leyendo algo.- Golpié la puerta de Karl.

-Karl, no quiero alarmarte pero una bacteria carnívora fue liberada y está dándose un comilona pantagruelica en el subsuelo 13- Dije a través de la cerradura. Esperé un poco y sentí un ruido breve, como el cierre de un pantalón, miré por la cerradura y ahí nomás sucedió.

-Tomá pelotudo, curate con esto, mata todo- Gritó Karl riendo mientras dos gotas de su orín saltaron a mi ojo y el chorro inmenso inundó mis zapatos.

Atontando, asombrado y agitado por mi rápido reflejo... solo murmuré una cosa: Dale salí que tenemos que limpiar esto.

-Bueno, peola ya está apestando acá y medio como que me pudrí de este delirio místico, decime... la parte de entretenimiento de la nave, está haciendo algún proyecto nuevo?- Dijo abriendo la puerta y sonriendo como no lo veía hace tiempo.

Levanté una ceja, estaba asombrado... un cambio tan repentino. Aunque era costumbre en él esto de cambiar de animo así, además después de todo el es un tipo normal, bah mas o menos. En fin a nadie le gusta oler a esto que estaba oliendo.





-Vamos a visitarlos y le preguntamos ¿Tenés ganas de comer conchita?- Le dije

-Sí, obvio nunca se le dice que no a la conchita. Ayer me tomé todo lo que tenía guardado, mi ración diaria por dos semanas, jamás me sentí tan bien y tan drogado-

-Te tomaste una semana de P1J4 en un día? EStás loco?

-Oh sí, muy loco, ¡oh mirá ahí pasó corriendo un blastoise- Dijo con los ojos brillantes y enamorados.

Todo me extrañaba, se bañó rápido, estaba limpio, muy limpio, afeitado, hermoso, como cuando tantas veces se me colaba de noche entre sueños. Seguramente está planeando algo, ¿pero por que me voy a preocupar? Siempre me fascinó con su locura.


-Bueno, ya comimos, tomemos esta p1j4 para ir enloqueciendo por el camino y nos cagamos de risa en las oficinas de Entretenimiento- Le dije a Karl, el la tomó automáticamente como si fuera un paciente diabético o como esa vez que Willie se intoxicó en Titan. Y no dudó en vaciarse un frasco de Quinupristina-dalfopristina lo que le terminó generando La fiebre medicamentosa a otros fármacos o antibióticos que se manifiesta
clínicamente por aumentos de la temperatura de 37,8 ºC a más de 41,1 ºC. En su mayoría, se producen en el intervalo de 38,9 ºC a 40,0 ºC. Fue una semana muy interesante esa.

Karl, reía y hablaba incoherencias sanas, citaba partes de los textos que estuvo leyendo pero de manera irónica, no como antes, como si fueran la verdad absoluta. Todo se estaba normalizando.









Entramos a las Oficinas de Entretenimiento y nos encontramos con la típica escena de los creativos. Un tipo rebotaba una pelotita contra la pared, otro estaba en el piso como un budha con su navy y más allá alguien que miraba fijamente la pared mientras fuma algún tipo de psicotropico prohibido para el vulgo.

Me distraje un poco y fui a hablar con Anna sobre lo que le pasó³ a Willie en su ultima aventura.  Ella me dijo que no lo podía creer, ya saben, como todos en esta nave. Al rato escuché © una conversación entre Karl y uno de los creativos.




Karl dice
che que fácil que es eso de inventar cuando se tiene talento. Simplemente apreto los botoncitos estos que tengo adelante y listo. Que copado...
Creo que estoy escribiendo el guion de uno de los largometrajes que te sacará del bloqueo artístico que te jode tanto. 
Pablo Alighieri dice
jajaja

Karl dice
ya sabés, cuando te llamen los trastornos esos que siguen al Tecno Papa
para ofrecerte un seguro contra censura decí­ que sí



No pude comprender la totalidad de la conversación. Pero interrumpí a tiempo. -¿ Que guión estás escribiendo?- Pregunté mientras suspiro por la intriga y por esas ganas de enfrentarse a las cosas que tiene Karl en estos momentos.
-Estuve diagramando un poco, mientras leía esos textos viejos y me parece que si se les da algún que otro toque hay muchas cosas nuevas ahí.

-¿Cosas nuevas? ¿De que hablás, ya nadie lee eso, es demasiado antiguo!-

-¡Por eso! ¡Es nuevo!- Dijo sonriendo y agitando los brazos. Sus ojos brillaban, mostraba los dientes en amplias sonrisas, con la seguridad de los locos­. 


Sentí miedo, empecé  a comprender que no había vuelto a la normalidad. Simplemente estaba tan mal de la cabeza que no soportó seguir encerrado.







Este post está dedicado a Moebius ∞


capitulo 5,5 (hay links locos al final)

capitulo 6

1 comentario:

Anónimo dijo...

deja el LOL y segui con esto